sábado, 28 de julio de 2018

El Hospital Al Quds podría cerrar por falta de combustible


Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el Hospital Al Quds, que ofrece intervenciones médicas para salvar las vidas de 150.000 personas por año, incluyendo cirugías importantes, partos y cuidados intensivos, se verá obligado a cerrar en los próximos días debido a la falta de combustible.

Además, es probable que otros cuatro hospitales se queden sin combustible en los próximos tres días, lo que reduce significativamente la provisión de servicios médicos esenciales a la población en Gaza.

El Ministerio de Salud palestino ya ha implementado estrictas medidas de contingencia: los hospitales han reducido los servicios de diagnóstico, esterilización y limpieza, pero esto aumenta el riesgo de infecciones entre los pacientes, advierte la OMS.

Quienes están en mayor riesgo son los 2000 pacientes que dependen de dispositivos eléctricos, entre ellos las incubadoras de los recién nacidos.

En total, más de 1,27 millones de personas se verían directamente afectadas por el cierre de hospitales y una reducción de intervenciones de salud.

Además, el funcionamiento reducido de las instalaciones de agua y saneamiento corre el riesgo de aumentar los brotes de enfermedades infecciosas.

"Hasta que se encuentren soluciones más sostenibles para la crisis energética en Gaza, existen dos pasos que pueden evitar una mayor devastación a corto plazo: Israel debe permitir la entrada del combustible y otros suministros esenciales y los donantes deben movilizar recursos para garantizar que las instalaciones críticas reciban los insumos que necesitan”, expresó McGoldrick. 

La ONU distribuye un promedio de 950.000 litros cada mes a alrededor de 220 hospitales y clínicas así como sitios de tratamiento de agua y alcantarillado y servicios de recolección de desechos sólidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario